3ªConv.: Fiesta del Chiviri - Trujillo (Cáceres)

El Bordado en Fieltro

Esta jornada festiva comienza a las 12 horas de la mañana en la Plaza Mayor donde se congregan vecinos y gentes llegadas de toda la comarca para bailar al son del célebre Chíviri. Esta famosa canción que da nombre a esta festividad es coreada una y otra vez por todos los congregados: ¡ Ay! Chíviri, chiviri, chíviri, ¡Ay! Chíviri, chíviri, chón.

Los trujillanos y trujillanas abarrotan la Plaza Mayor, ellas ataviadas con el colorista traje regional refajo bordado o "picado" con hermosos mandiles de lentejuelas y ellos con el típico chambra y pañuelo rojo al cuello. Durante dos o tres horas cantan y bailan formando corros al son del Chíviri o de otras coplas tradicionales En esta cordial festividad se degustan y comparten, buen vino, y excelentes productos de la matanza. 

El día posterior, lunes, se celebra la tradicional romería a escasos kilómetros de Trujillo. Todos los trujillanos se reúnen aquí para degustar el típico frite de cordero y dulces, como los hornazos ( es una rosca de harina de trigo amasada con aceite de oliva , que se acompaña de chorizo y huevos cocidos) y los bollos dormíos.

Esta interesante fiesta que ha sido declarada de interés turístico por la Junta de Extremadura.

Desde todos los lugares de la comarca, e incluso de zonas muy alejadas, es común acercarse, el día del Domingo de Resurrección, a convivir unas horas con los vecinos y vecinas de Trujillo (Cáceres) que celebran joviales la festividad del Chíviri, preámbulo, durante unas horas en su bella Plaza Mayor, de la posterior romería que a pocos kilómetros de la ciudad celebran desde tiempos inmemoriales.

 Todos juntos, niños, jóvenes adultos y visitantes  se reunen en corros bailando al son del célebre:
Trujillo por las Pascuas yo no sé lo que parece
Ay, chiviri, chiviri, chiviri, ay, chiviri, chiviri, chon
Que vienen los forasteros y se cuelan como peces
Ay, chiviri, chiviri, chiviri, ay, chiviri, chiviri, chon

La Plaza Mayor, durante unas horas, va congregando entre sones musicales y signos evidentes de cordialidad a miles de personas, muchas de las cuales celebrarán posteriormente en grupos familiares y peñas la famosa romería, en la que el frite de cordero es el plato especial de la fecha.

 



Y yo esta humilde bordadora en mi empeño de llevar con orgullo tradiciones y costumbres, pensé en crear fundas para móvil uniendo todo el traje típico nuestro: fieltro, bordado y lentejuelas, también quise que llevasen su propia identidad y que estuviesen personalizadas, y así quedaron...





Y como no..... os animo e invito a que vengáis y 
cantemos en corro el famoso Chiviri.


1 comentario: